El corazón de Ah' Canul - 53
Inicio
Conoce tu Municipio:
El Municipio de Calkiní 1916-2015
Víctor M. Suárez Arcila
Portada - 53
 

Es del conocimiento de un amplio sector de la ciudadanía de Calkiní, que el 30 de noviembre de 1918 la villa de Calkiní recibió el título de ciudad, y el 30 de noviembre de 2018 se cumple un siglo de este magno acontecimiento. Sin embargo, poco se ha divulgado que a partir del 1° de enero de 1916, Calkiní se convirtió en municipio libre.

Hasta antes de esa fecha, el Estado de Campeche estaba dividido en cinco Partidos: Campeche, Carmen, Champotón, Hecelchakán y Bolonchenticul, y la Municipalidad de Calkiní pertenecía al Partido de Hecelchakán.

Con la caída del régimen de Porfirio Díaz y el surgimiento de un nuevo orden político, el Estado de Campeche se dividió en ocho municipios: Campeche, Carmen, Champotón, Hecelchakán, Calkiní, Hopelchén, Tenabo y Palizada.

El Municipio de Calkiní en ese entonces, tenía una población total de 16,462 habitantes, (h: 8,102, m: 8,270) y le correspondía las localidades de Calkiní, Dzitbalché, Bécal, Nunkiní y cuatro poblados y seis haciendas con población menor a 1,000 habitantes, una densidad de población de 20.9 habitantes por kilómetro cuadrado y una extensión territorial de 786 kilómetros cuadrados; la anexión del territorio de la “costa” se dio a finales de la década de 1950; y aquí cabe destacar que esto se logró por la gestión del Dr. Eduardo Baeza García, en ese entonces Presidente Municipal (1956-1958), aumentando a partir de entonces el territorio calkiniense a 1,966 kilómetros cuadrados.

Al revisar las cifras municipales del Conteo de Población y Vivienda 2015 del INEGI, no nos queda más que reconocer que a un siglo de existencia las condiciones de bienestar de los pobladores han tenido cambios sustantivos. Por citar algunos ejemplos:

En 1916 la casi totalidad de la población era rural, en 2015 el 78% es urbana y sólo el 22% es rural (reside en localidades menores a 2,500 habitantes). El censo de 1930, señala que la población mayor de 10 años que no sabía leer y escribir era de 75%, en tanto que el promedio estatal fue de 53.6%; en cifras de 2015, el 9.3% no tiene escolaridad, en tanto que el 51.6% cuenta con educación básica y el 19.2% y 19.5% cuentan con educación media superior y superior respectivamente.

En cuanto a la dimensión de la salud, en 1916 no existía servicio de atención a la salud por parte del sector público; en 2015 con una población de 56,537 habitantes, el 89.7% está afiliada a este servicio, distribuido como sigue: el 76.0% Seguro Popular, 17.1% ISSSTE, y 7.7% IMSS, entre los más relevantes. Esto, ha tenido un importante efecto en la esperanza de vida al nacer, mientras en 1930 era de 36.9 años, en 2015 en la entidad es de 72.6 y 78.3 años para los hombres y mujeres respectivamente. (Fuente: cuéntame.inegi.mx).

El informe Socio-demográfico 2015 (INEGI) del municipio señala que hay un total de 14,209 viviendas, y de ellas tienen servicio eléctrico 98.7%, servicio de agua entubada 43.0% y servicio sanitario el 84.1%; en tanto que en 1916 las viviendas carecían de estos servicios.            

Un dato que vale la pena comentar, es el referente a los avances en el uso de las Tecnologías de la Información y la Comunicación (TIC), según este informe: cuentan con Internet el 15.7% de las viviendas, 74.0 % TV de paga, 20.0% computadora, 68.6% teléfono celular y teléfono fijo el 11.5%.

En la actualidad, las localidades del municipio están comunicadas por carretera pavimentada que hace muy fluido y rápido el traslado a la cabecera municipal y a las ciudades de Campeche y Mérida y de ahí, a cualquier parte de la república y el extranjero; en contraste, hace un siglo sólo las localidades del Camino Real estaban comunicadas por ferrocarril, que daba servicio entre las ciudades de Mérida y Campeche, las poblaciones del interior del municipio estaban incomunicadas al grado que en los primeros años de la década de 1930, para ir al cercano poblado de Nunkiní, había que hacerlo a lomo de caballo.

Sin duda, en ese período de tiempo se han logrado grandes avances en educación, salud, condiciones en las viviendas y vías de comunicación, sin embargo como he señalado en otros escritos en la revista, la gran tarea pendiente es sacar de la pobreza a la gran mayoría de los calkinienses; según cifras del Consejo Nacional de Evaluación de la Política de Desarrollo Social CONEVAL (2010) de una población municipal de 52,890, el 60.5% (32,628) se encuentra en situación de pobreza y sólo el 17.0% (8,990) no tiene carencias económicas y sociales; según ese informe, las cifras de pobreza municipal rebasan en un 10% el promedio estatal de 50.5%. Hasta la fecha no se cuenta con datos municipales actualizados, aunque el CONEVAL en su reporte por entidades, señala que Campeche redujo la pobreza estatal de 44.7% a 43.8% de 2012 a 2016 (CONEVAL 2016). Se espera que la reducción de la pobreza estatal se refleje en el indicador del municipio de Calkiní cuando el CONEVAL publique su informe municipal 2015.